Relatos y cuentos 29 September, 2016 Jake No comments

Cuento corto El cabalgante extraviado

Cuento corto El cabalgante extraviado

Macedonio era un hombre al que le gustaba explorar las tierras feudales. Poseía un corcel de color marrón y llevaba consigo una cantimplora y una espada afilada para defenderse ante cualquier situación que pudiera llegar a pasarle.

Él no utilizaba brújula para quedarse, sino que lo hacía poniendo atención a los elementos (principalmente el viento y la lluvia).

Una tarde mientras recorría una zona repleta de árboles, el cielo se nubló. Las nubes no dejaban pasar el más mínimo rayo de luz.

– Estos nubarrones seguramente me traerán mala suerte. Debí de quedarme en el pueblo anterior.

A lo lejos vio una cabaña con luces encendidas en su interior.

– Ojalá quienes vivan ahí, me den asilo al menos hasta que pase la lluvia.

Llamó a la puerta en repetidas ocasiones, pero nadie acudió abrirla. Fue entonces cuando tomó la decisión de acercarse a uno de los ventanales, para observar si en efecto había alguien en la cabaña o si la luz que veía provenía de una vela encendida.

Miró que en el comedor había un hombre sentado a la mesa, tenía en frente de él un plato de comida, más parecía que aquel sujeto se había quedado dormido.

Posteriormente macedonio volvió a pararse frente a la puerta de entrada y a golpes logró abrirla. Asombrosamente, el hombre que estaba sentado en el comedor, ni se inmutó.

Luego el cabalgante fue hacia donde se encontraba el dueño de la casa y lo tocó suavemente en el hombro con la intención de despertarlo.

En ese instante, el cuerpo de aquel sujeto se convirtió en polvo. Macedonio no daba crédito a lo que acababan de ver sus ojos. Y es que no solamente ocurrió eso, sino que la cabaña se transformó en una casa moderna hecha de ladrillos y cemento.

De algún modo aquel hombre había abierto un umbral y con ello viajó al futuro. Este fue un ejemplo de cuentos cortos de ciencia ficción.